5 jul. 2009

El Verano, y la economia.

El mundo de hoy es diferente al de hace 2 años. Generalmente, la frase "El mundo de hoy es diferente a..." se acopla a un periodo de tiempo mayor a una década. Pero en este caso, el mundo sufrió una increíble mutación en breves dos años. Basta con ver el papel de Facebook hace dos años, luego, el papel de Facebook hace un año, y luego, el papel de Twitter comparado con el de Facebook en el presente.

El cambio al que me refiero surge de la recesión económica que estamos que estamos viviendo. Sin embargo, este no es el cambio en si. El cambio yace en que, hace dos años, conseguir un empleo en McDonald's, o un ser interno/office boy/ asistente en una oficina, entre otros trabajos característicos de la juventud, eran relativamente fáciles de conseguir. Sin embargo, la reciente situación económica ha llevado a las empresas y franquicias de todo el mundo (Algún erudito sacaría a Alemania de la ecuación, pero yo no soy un erudito) no solo a no contratar personal, sino a recortarlo. Noticias viejas, dirán ustedes.

Pero empieza el verano. Época de cínico despilfarro, rebajas, y tiempo libre. Y este verano en particular, estará marcado por falta de ventas, mucha gente que se quedara en casa en vez de irse de vacaciones, y no muchos empleos disponibles. Falta de ventas, falta de dinero, Falta de dinero, nadie sale de vacaciones, los jóvenes se quedan en casa. Sin empleos disponibles, los jóvenes tienen aun mas razones para no salir de casa.


John F. Kennedy dijo una vez:

Escrita en chino, la palabra crisis esta compuesta por dos caracteres.
Uno significa peligro, y el otro significa oportunidad.

Si hay algo característico de las crisis, es que obligan a la juventud a evolucionar, o a caer en el olvido. Las generación nacida entre 1985 y 1995 será una generación que bien, podrá ser la impulsora de la economía del futuro (después de 2012, cuando se prevé la crisis llegara a su fin) o bien, una carga que la generación 1995-2005 tendrá que llevar.

Por mi parte, he vuelto a escribir aquí...

When the Going gets Tough, the Tough get Going